Gantz Club


    Kuxtal capítulo 6

    Diogo Rangel
    Diogo Rangel
    Experimentado
    Experimentado

    Kuxtal capítulo 6 Nivel Kuxtal capítulo 6 7
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-142 / 10042 / 100Kuxtal capítulo 6 Derecha-1

    X-Rifle

    Nada
    Nada
    Mensajes1574 Reputación77
    Dinero98050
    Puntos Gantz0 100 Puntos4 Vida
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-1100 / 100100 / 100Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 9990 / 999Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 9990 / 999Kuxtal capítulo 6 Derecha-1

    Traje
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-1100 / 100100 / 100Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 3000 / 300Kuxtal capítulo 6 Derecha-1

    Vehiculo
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 1000 / 100Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 5000 / 500Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 9000 / 900Kuxtal capítulo 6 Derecha-1

    Energia
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-1100 / 100100 / 100Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 9990 / 999Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Radar Nada

    Kuxtal capítulo 6 Empty Kuxtal capítulo 6

    Mensaje  Diogo Rangel el Miér Abr 22, 2015 4:26 pm

    Kuxtal capítulo 6 El día de la tragedia

    Pasaron tres semanas desde la pela contra el alíen nelapa, Febrero por fin terminó y comenzó Marzo, mediados de marzo con exactitud, una vez más solo me preguntó si lo que pasó en Kuxtal fue un sueño, pero se que no es así, claro solo vamos de noche y muy de vez en cuando, hay días en los que me dirijo a la habitación de Kuxtal, la puerta está cerrada, me las ingenio para asomarme por la ventana y veo que ahí está la esfera, quieta y negra completamente cerrada, indica que no fue un sueño.
    La última estación de la línea del metro azul fue cerrada por según reparaciones, eso dicen las noticias, periódico, internet, los noticieros y radio, yo todavía me siento indefenso por casi morir de manera tan absurda, varios días después estuve buscando en internet sobre transmisiones militares, pero lo único que encuentro son teorías y leyendas urbanas de una estación de uso militar, que llevaría a un comando militar de esa estación hasta el zócalo, no me preguntó por qué.
    Busco en internet la palabra Kuxtal, solo encuentro que esa palabra significa vida en Maya, también busco esferas negras, lo que son las mandrágoras, la leyenda del chupa cabras entre otras cosas una y otra vez, pero solo son resultados que no me conducen a nada.

    También me preocupa la reacción de Joaquín al regresar a su casa, cuando entró a la puerta como intentó salirse, como saltando y poniendo resistencia, más bien corriendo, lo que me deja pensando en cómo murió y si de verdad será feliz dentro de esa casa, Omar también se percató de eso, durante el regreso dijo que había algo raro ahí.

    Días después fui a asomarme, el lugar parece tranquilo solo escucho de vez en cuando, gritos discusiones de las casas vecinas y de las casa que están dentro de esa casa, no debo meterme, es solo curiosidad.
    Tampoco sé nada de Carlos ni de Ricky, ni de Isabel ni de Joaquín, bueno de Isabel una vez la vi en la calle con su uniforme de policía ayudando a controlar el tránsito, no sé si saludarla o simplemente irme, mejor decidí irme quizás me estoy equivocando de persona.
    Omar me dio su teléfono, se los dio a todos, pero ninguno no recibo llamadas, de vez en cuando en la mañana recibo un mensaje o dos de el, deseando un buen día o poniendo bendiciones, o refranes que nunca he escuchado, a veces le respondo con un gracias, ni se por qué lo hago

    En el departamento, bueno que decir Josué sigue casi igual que siempre, borracho mal humorado, Verónica tiene tres meses y medio de embarazo dentro de poco se le comenzará a ver la pancita de embarazada, espero que de verdad no tenga problemas en el trabajo, no lleva ni medio año trabajando ahí, aunque no gana mucho, le he dicho que no de gasto y que lo guarde todo, por otro lado la chica compró catálogos de zapatos para venderlos y así ganar algo más.
    Sé que Verónica no ha hablado con su novio, o quizás lo hizo pero no se quiere responsabilizar, hace una semana se fue de los condominios y su departamento ahora está en renta.
    Recibimos la visita de los padres de Josué y Verónica, ellos hablan bien de la chica y la felicitan aunque detrás de esas sonrisas de felicidad hay muecas de enojo y de inconformidad.

    Con respecto a mí dentro de unos días tendré otra pelea, mi oponente será de otro gimnasio de boxeo lleva poco más que yo, en cada entrenamiento, me ponen de practica con diferentes miembros del gimnasio, mientras que el entrenador un hombre delgado con el cabello corto mostrando entradas en la frente algo arrugada, y con la nariz hinchada debido a tantos golpes, se la pasa gritando indicaciones de cómo mejorar la defensa, a veces ni lo escucho bien.
    -¡cubre más ese ojo!-me grita mientras practico como defenderme de los golpe de volado.

    Por fin llega el esperado día de la pelea, me levanto temprano ese día la alarma del despertador suena a la cinco de la mañana, preparo mi desayuno me arreglo preparo la maleta y salgo al trabajo, cuando estoy a punto de salir Verónica me detiene.
    -Diego, este…-me dice poniendo sus manos una contra la otra, de manera tímida-… no te importa si te voy a ver pelear está tarde, bueno si Josué y yo vamos a verte.
    Por un minuto estoy a punto de decir claro no hay problema pero cuando dice Josué s eme hace raro que él quiera ir a ver la pelea.
    -… conseguimos entradas para la pelea- me dice Verónica.
    -… no hay problema- respondo.
    -entonces- dice poniendo una sonrisa tímida- te veré en la tarde es a las seis
    Se da la vuelta mientras va al sillón por sus cosas para irse a trabajar.
    Salgo del departamento y tomo el transporte para ir al trabajo, minutos antes de comenzar, algunos de los empleados, compañero de trabajo me dirigen una sonrisa y me dicen buena suerte, aunque en lo personal solo quieren que les de algo o que les dé permiso de algo.
    -muy bien damas y caballeros necesitamos treintaicinco ventas para hoy- digo
    Sin necesidad de ver, siento las muecas de muchos, las llamadas comienzan, yo también comienzo a llamar, muchos números ocupados, vaya que mala racha, pasa una hora, la primera venta, apenas, se escuchan las conversaciones de las llamadas.
    -buenos días, hablo del corporativo de Banco Nacional, mi nombre es Diego Ortega me comunica por favor con la señora Rosa Casa Gutiérrez…-
    La llamada dura veinte minutos al terminar tengo la primera venta del día, pero aún falta mucho.
    Llega la hora del almuerzo, se han hecho dos docenas de llamadas, solo nos hacen falta algunas cuantas y la meta de ese día está cumplida.
    Suena mi teléfono respondo.
    -Diego te llamo para recordarte que nos vemos a las cuatro en el gimnasio ahí tomamos el autobús-
    -si Rubén ahí nos vemos ya tengo listas las cosas veo mi reloj. Será mejor que regrese a trabajar, solamente no te olvides la próxima semana es tu pelea ok-
    Cuelgo el teléfono y regreso a la computadora, ahí es cuando digo en voz alta.
    -bien muchachos recuerden solo nos faltan seis ventas-
    Comenzamos a llamar, de vez en cuando debo asomarme, veo a los chicos algunos están escribiendo en cuadernos, si son estudiantes algunos hacen tarea mientras trabajan, otros están jugando con el celular o el psp, en lo personal a mí no me importa, regresó a la computadora se siento el vibrador de mi celular sonar, lo agarro y veo un mensaje, discretamente lo abrió, en el hay un mensaje de Verónica que dice.
    -hay algo que tengo que contarte-
    Cierro el mensaje, se supone que no debo utilizar el teléfono en la oficina en especial yo, pensando en lo que me tiene que decir Verónica, creo que se lo que me tiene que decir.
    El horario de trabajo termina, los chicos de la tarde comienzan a llegar mientras les digo a todos que se desconecten, las ventas no estuvieron tan mal, rebasamos las treinta llamadas, eso es bueno si no fuera así cada mes, el mes pasado no llegamos a la meta ahora si debemos llegar, o si no ya sería el tercer mes que no llegamos.
    Salgo lo más aprisa que puedo de la oficina, tomo el transporte y voy al gimnasio ahí está el entrenador y algunos de mis compañeros me esperan.
    -ya era hora- nos dice el entrenador.
    -mejor apresurémonos.
    No hay tiempo de tomar el auto bus así que tomamos un taxi, tomamos el metro y llegamos justo a tiempo a la arena, no es una de esas pelas televisadas eso es bueno le tengo pánico a la cámara.

    Entramos a la arena por la puerta de atrás, les mostramos identificaciones al portero gordo vestido de camisa y gorra negra.
    -al fondo a la derecha-
    Pasamos por el pasillo levemente iluminado por lámparas blancas disque ahorrativas, pero cegadoras.
    Ahí también hay otras veinte personas, serían un total de cuatro peleas así que están los luchadores compañeros y entrenadores.
    La gente que pago entradas comienzan a entrar, Josué y Verónica pasan de entre los asientos de las filas de en medio quedando cerca de las escaleras del pasillo.
    -tenemos buenos lugares no crees, al menos no nos toca el típico alto te que te tapa- susurra Josué, mientras se y va hacia la cabina de apuestas.
    -en serio vas hacer eso-susurra Verónica.

    En esos momentos se encienden las luces mientras la voz del presentador se escucha por toda la arena.
    -damas y caballeros…
    Josué regresa al asiento mientras que otro grupo de personas, pasan por el pasillo hacia sus asientos.-
    -¿fuiste a las apuestas?-
    -a webo- el bo lo dice con un chiflido
    -¿Cuánto apostaste?-
    -dos mil pesos a que Diego gana, nada más-responde.
    -es está esquina midiendo un metro ochenta centímetros y pesando ochenta y siete kilogramos Diego “el Can” Ortega.
    Levanto los brazos cuando el presentador me presenta.
    -y en está otra midiendo un metro ochenta y un centímetros y pesando ochenta y seis kilogramos Ricardo “el rastas” Rojas
    Mi oponente hace lo mismo, es un hombre negro de mi misma estatura, que trae peinado su cabello negro con rastas atadas hacia atrás, ahora entiendo su apodo.

    Ricky se encontraba en su habitación estaba estudiando en su escritorio con los libros de computación ese sería su último examen y listo estaría un veinte por ciento menos castigado, por lo general en época de exámenes lo castigaban una semana antes y así duraba hasta que los exámenes terminaban, solo un examen era computación, ese era fácil, por un lado no quería estudiar con un simple repaso bastaba para pasar el examen, tenía la casa para el solo así que podía relajarse un rato y ver la televisión, sus padre no volverían en toda la noche, aunque le gustaría de verdad ir a Kuxtal al día siguiente para divertirse matando extraterrestres sería lo mejor, vaya por qué no había misiones más seguido, porqué digo no era tan malo, ya había sobrevivido a dos y había ganado puntos, pero ahora que lo pensaba para que servían los puntos.
    Agarró el libro y lo cerró se recostó en la cama y se quedó mirando hacia arriba, no le vendría mal una siesta pero, se levantó y fue a la sala y encendió el televisor.
    Pasó los canales a prisa, bloqueado, bloqueado, bloqueado, bloqueado, de que servía tener cable si la mitad de los canales si no es que todos estaban bloqueados, Mickeladion bloqueado, Emevisión Bloqueado, Visney bloqueado, los únicos que no estaba bloqueados era el canal de telenovelas y el de noticias milenarias.
    Ricky apagó el televisor, que aburrido, no le apetecía ponerse a estudiar, ya lo tenía todo en orden lo del examen del día siguiente.
    El reproductor de dvd había sido guardado, así que regreso a su cuarto abrió el armario y saco de encendidas un libro de colorear.
    Lo abrió en su escritorio saco los lápices de colores y comenzó a colorear en el desinteresadamente, necesitaba matar el aburrimiento y que mejor forma, si tuviera video juegos, no tenía sus llaves, así que no podía salir a jugar a las maquinitas que estaban cerca.
    Dibujo varios dibujos antes de ir a le cocina y sacar algo para la cena.
    La cena en solitario eso era normal, claro que sus padre siempre salían a cenar a varios lugares, a veces los acompañaba pero era tan aburrido siempre eran cenas de negocios, los ejecutivos hablando sin parar, una y otra vez de lo mismo dinero, y ventas, cosas que no entendía y ese era el futuro que la abuela quería para él, sería bueno que le disparara a la abuela, siempre dándole vueltas al mismo tiempo por supuesto que quería matar a esa horrible mujer, peor como hacerlo sin que lo vieran, o que no sospechen de el y lo interroguen, creerían lo de Kuxtal, en ese momento escucha un sonido de una especie de alarma hablando del rey de roma.

    Me encuentro en el ring han pasado dos rounds, estoy a unos pasos de mi enemigo, él tiene morado e hinchado el ojo yo tengo sangre saliendo de la fosa nasal, el da un golpe recto no logra alcanzarme, yo doy un golpe que casi le da en la espalda, quedamos abrazados el réferi nos separa , el da un golpe de bolado estoy agachado así que el golpe da en el aire , me acerco dando un paso hacia enfrente doy un golpe de gancho que lo golpea en la mejilla me levantó y le doy un golpe de volado que le da en la barbilla derribándolo al piso, el oponente está acabado el réferi comienza el conteo del uno al diez.
    Respiro profundamente, me hace falta el aire, la energía se me está acabando, no podre continuar con la pelea por mucho tiempo, me alejo unos pasos.
    No llevó la noción de la cuenta del tiempo, él no se levanta ento0nces de verdad gané.
    -el ganador por Nock out- el réferi agarra mi brazo..- Diego el Can Ortega-Levantó mi brazo en lo alto
    El público aplaude, los que apostaron a mi favor gritan de alegría mientras reciben su dinero mientras que lo que apostaron en mi contra o se tapan las manos para evitar que los vean llorar o se lamentan gritando groserías y haciendo señas obscenas.
    Bajo del ring de regreso a los vestidores, una vez ahí me reviso no estoy tan mal ni siquiera tengo fracturada la nariz fue solo el impacto, y un poco de sangre con suerte.
    Del botiquín que lleva el entrenador saco alcohol etílico y unos algodones y me pongo el algodón en la nariz para detener la hemorragia.
    -a webo ese can, que se lució- hoy interviene Saúl uno de los compañeros que llega al vestidor mientras que los siguientes competidores salen al ring.
    -¿ahora cuánto dinero apostaste?-pregunta Verónica.
    -mil pesos al güero-
    La segunda pelea es entre un hombre blanco de cabello café contra otro moreno ambos están con el cabello casi a rapa.
    Comenzó la pelea.
    -¿no vas a ir a ver las demás peleas?-
    -En un segundo va-responde el entrenador mientras me doy un baño rápido en las regaderas que están separadas una de las otras.
    -entiendes Isaac no es que no seas malo, eres de verdad bueno, pero no siempre se gana tienes que perder de vez en cuando entiendes- susurra una voz masculina detrás dela pared es muy bajita pero entiendo lo que dicen.
    -escucha hay alguien muy importante en el público que hará una apuesta a favor de tu enemigo, tu pierde la pelea y ganarás el triple no el cuádruple de lo que te darán por ganar la pelea-
    Cierro la regadera y me visto antes de salir, en lo personal no me importa los negocios de otros siempre que no me metan en medio.
    Paso al lado de los hombres que hablan como si nada, siento que se me quedan viendo algo extrañados como si acabara de ser testigo de un crimen.
    -¿nos habrá escuchado?-preguntó uno
    -se estaba bañando puede que no-
    Salgo de los vestidores con mis cosas, me dirijo hacia la otra habitación donde debo encontrar a mi entrenador.
    -ah Diego, por fin espera…
    Sacó de un sobre unos billetes que debe ser el dinero que gané por ganar la pelea.
    -quinientos por participar, otros quinientos por ganar y otros quinientos por el nock out.
    Me da los billetes y los guardo en mi cartera.
    -muy bien-
    -recuerda mañana no entrenas necesitas recuperarte
    La segunda pelea termina, Josué gana de nuevo la apuesta, Verónica ahora entendía solo quería dinero fácil por las puestas, ojalá y la racha le dure más tiempo.
    La siguiente pelea comienza Josué vuelve a apostar, está vez los tres mil que ganó en las dos anteriores.

    Salgo de los vestidores y del pasillo trasero y me dirijo hacia las gradas por ser luchador es obvio que no me cobran me siento en las filas de hasta atrás a ver la pelea junto a Saúl, Rubén y el entrenador.
    La pelea termina por decisión hay más lamentos y aplausos por parte de los apostadores, ahora solo queda la cuarta y última pelea.
    -está arreglada- digo a los muchachos mientras que ambos competidores suben al ring
    -¿Cómo lo sabes?-pregunta Rubén
    -Lo escuché ahí abajo, le prometieron cerca de seis mil pesos.
    Comienza le pelea al principio Isaac parece que se acerca des moderadamente a su rival, sin ponerme a pensar volteó hacia arriba ahí hay media docena de ejecutivos que por sus lente oscuros y con radios parecen guarda espaldas, en medio de ellos hay un hombre cerca de los cincuenta aparece un político o un narcotraficante.
    Volteo de nuevo a ver la pelea antes de que se den cuenta de que estoy viendo la pelea sigue, Isaac cae al suelo, por un segundo antes de que comience el conteo este se levanta con más furia y corre hacia su rival le da varios golpes, en el estómago, logra hacer retroceder a su oponente, sigue golpeando.
    -uy en que problema se acaba de meter-susurró.
    Isaac derriba al oponente dejándolo inconsciente y ganado por nock out, volteó hacia atrás de nuevo veo como esos tipos comienzan a salir.

    Me levantó para salir de las gradas me despido de los chicos y del entrenador salgo por la parte de abajo son casi las ocho, no quiero ni esperar a ver la golpiza que le darán al pobre Isaac por haber ganado la pelea, en ese momento me detengo escucho grito provenientes del interior de la arena, volteó hacia atrás para ver qué pasa, ene se momento llega Rubén sudando cuando entró de nuevo en el pasillo de atrás.
    -unos tipos sacaron metralletas y comenzaron a disparar-
    Por el resto del pasillo llegan media docena de personas, me hago a un lado, recordando que Josué y Verónica siguen en la arena, no puede ser, debo regresar.
    Corro por el pasillo cuando escuchó el sonido en forma de vibración en mi oído mierda, no puede ser una misión justo ahora.

    Mi cuerpo comienza a desaparecer de nuevo todo se vuelve oscuro el pasillo desaparece y es remplazado por una habitación bien iluminada con una esfera negra enorme.
    -no Kuxtal no es el momento de una misión debo… debo volver, mis amigos están ahí.
    No hay respuesta, nunca las abra, esa esfera solo nos muestra a quien asesinar y nos da puntos pero nunca explicaciones.
    -¿Quién es Kuxtal?- pregunta una mujer
    Volteó ahora en la habitación hay unas veinte o treinta personas, todos son nuevos, no reconozco a nadie.
    -oye eres el Can ortega- dice un joven de unos quince años
    -también te dispararon.
    -Diego- dice Ricky saliendo de entre la gente-intentaba explicarles a ellos de los extraterrestres pero no me creen.
    Estoy a punto de responder cuando Carlos comienza a gritar.
    -¡a ver todos a continuación todos nosotros vamos a ir a una batalla contra unos extraterrestres, se nos darán unos trajes y armas especiales.
    Nadie hace caso, algunos comienzan a reírse, Isabel y Omar intentan hablar por encima de las voces que hablan unas con otras nadie cree lo que los demás dicen de Kuxtal.
    En ese momento comienza a sonar la canción del cielito lindo que proviene del interior de la esfera.



    Mi condición:

    Kuxtal capítulo 6 Gx5sWs9



    Alianza:

    Kuxtal capítulo 6 EapQLZT


    Mi número:

    Kuxtal capítulo 6 MmrBQ8u
    Gama
    Gama
    Leyenda
    Leyenda

    Kuxtal capítulo 6 Nivel_1Kuxtal capítulo 6 16
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-143 / 10043 / 100Kuxtal capítulo 6 Derecha-1

    Nada

    Nada
    Resistencia
    Mensajes5115 Reputación195
    Dinero29100
    Puntos Gantz0 100 Puntos22 Vida
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-1100 / 100100 / 100Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-1950 / 999950 / 999Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 9990 / 999Kuxtal capítulo 6 Derecha-1

    Traje
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-175 / 10075 / 100Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 3000 / 300Kuxtal capítulo 6 Derecha-1

    Vehiculo
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 1000 / 100Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 5000 / 500Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-10 / 9000 / 900Kuxtal capítulo 6 Derecha-1

    Energia
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-1100 / 100100 / 100Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Kuxtal capítulo 6 Izquierda-1125 / 999125 / 999Kuxtal capítulo 6 Derecha-1
    Activado Nada

    Kuxtal capítulo 6 Empty Re: Kuxtal capítulo 6

    Mensaje  Gama el Sáb Abr 25, 2015 12:51 am

    esperando el 7
    mas 1





    Objetivo: Sobrevivir

    Kuxtal capítulo 6 H9WG4rd

    Kuxtal capítulo 6 EapQLZT


      Fecha y hora actual: Dom Ene 26, 2020 5:03 am